Robinho fue el llanero solitario

julio 1, 2007 at 7:33 pm Deja un comentario

Sólo Robinho. Y nada más. Es triste, pero es real: Brasil necesitó de un dudoso penal sobre Vagner Love para abrirse camino en su primer victoria en la competición ante Chile. Un duelo en el que si los andinos hubieran tenido más puntería, habría acabado con un resultado muy distinto.

Por todo esto, y más allá de los tres puntos que los posicionan nuevamente en la lucha por el pase a los Cuartos de final, lo cierto es que este Brasil tiene la fiebre amarilla en la camiseta. No parece ser oriundo de su tierra. El feo debut contra México, un 0-2 que podría haber sido más si Neri Castillo hubiera tenido mejor puntería, disparó públicamente el mal momento de Dunga en el banquillo. El entrenador tiene un pésimo trato con sus dirigidos después de borrar con malas maneras a algunos históricos –Ronaldo, Roberto Carlos, etc–, y por quitarle la camiseta número 10 a Ronaldinho, entre otros causas.

Férreo como cuando repartía entradas en el centro del campo de la ‘canarinha’, el míster jamás dio un paso atrás para conciliar. Con la mano de piedra sólo demuestra que le falta la suficiente cintura para lidiar con los intereses y las necesidades de los futbolistas. Nadie le pide que no tire agua para su molino, pero tampoco es justo que todos los dilemas se solucionen con el látigo en la plaza del pueblo. De esa forma flageló a los que se negaron a viajar a Venezuela, como ‘Dinho’, Kaká y Zé Roberto.

Esto, en un vestuario más acostumbrado a los guiños de carnaval que a la disciplina prusiana, llevó a que la concentración del equipo sea un campo minado. Y eso se traduce en el escaso juego que demuestran sobre la hierba. Nelson Acosta, con una formación bien plantada atrás, le jugó de igual a igual. Con un poquito más de suerte en los cabezazos de sus delanteros, y más velocidad de Suazo para definir en una jugada en la que esquivó a toda la defensa, el empate estaba a la vuelta de la esquina.

Afortunadamente el fútbol no es un deporte rígido. Y cuando los brasileños aburrían, apareció el ADN que alegra igual que las mulatas de Rio cuando agitan el esqueleto. El hérore fue Robinho, con un efectivo ‘hat-trick’. En el primero, de penalti, tuvo suerte porque el débil disparo le pasó por abajo al portero. En el segundo, la picó muy bien en el mano a mano. Y en el último, su mejor anotación, arrancó con un sprint imparable que terminó con un disparo bien esquinado al palo.
Gracias al resultado, en los alrededores del estadio hubo ‘caipirinha’ para que todos pudieran celebrarlo. Aunque hoy, cuando después de la ducha se les acabe la resaca, los ‘torcedores’ sabrán que hay muchas cosas por mejorar.

Anuncios

Entry filed under: copa america 2007, fútbol.

Venezuela ya no es la Cenicienta La Liga abre su libro de pases

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Calendario

julio 2007
L M X J V S D
« Jun   Ago »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Most Recent Posts


A %d blogueros les gusta esto: